2021: El apasionante reto de emprender en banca como asesor financiero

 emprender banca asesor financiero

¿Te has planteado cambiar de profesión? ¿Te preguntas cómo trabajar en banca? Ser asesor financiero se ha convertido en una actividad en auge. Por la demanda creciente de los ahorradores, mucho más preocupados por sus ahorros e inversiones, sobre todo en estos tiempos inciertos, y porque el asesoramiento personalizado es hoy una firme opción de futuro para muchos profesionales, provengan del mundo de las finanzas o procedan de otros sectores profesionales.

¿Por qué emprender en banca? Las recompensas del asesor

“Ser Family Banker es una manera especial de hacer banca. Porque permite establecer una relación especial con cada uno de los clientes.”

Lo dicen los que llevan tiempo trabajando en banca siendo sus propios jefes. Por supuesto, dedican muchas horas a acompañar a los clientes en la planificación de sus finanzas, pero con una doble recompensa. La profesional, por la posibilidad de recoger los frutos del esfuerzo realizado en función del techo que cada uno se marca y, a la vez, la satisfacción personal de formar parte del proceso vital de muchas personas para alcanzar sus metas. 

Arropados por una entidad líder en solvencia

Los asesores financieros —como los Family Bankers de Banco Mediolanum– son profesionales autónomos que desarrollan su actividad de forma independiente, sí, pero con red de apoyo. La que proporciona el respaldo de una de las entidades líder en solvencia, que facilita herramientas y una formación continua para alcanzar objetivos comunes. Juntos han llevado a la entidad a consolidarse como el banco con los clientes más satisfechos de la banca española, según el último estudio de mercado elaborado por la consultora independiente Stiga. Y, además, se ha convertido en la primera red en asesoramiento financiero del país con más de 1.300 agentes financieros, según datos del Banco de España. 

Ser Family Banker: el factor humano de las finanzas

“Los Family Bankers desarrollan su actividad de forma independiente arropados por una entidad líder en solvencia.”

Ser Family Banker es una manera especial de hacer banca. Porque permite establecer una relación especial con cada uno de los clientes. Del contacto constante y la escucha activa nace la confianza y el conocimiento mutuos. Y, desde ahí, sabiendo los objetivos y necesidades de cada ahorrador, el profesional puede desplegar todo su potencial y sentirse realizado.

No hay mayor propósito del año que el de sentar las bases hacia un nuevo rumbo profesional y personal. 2021: ¿a qué esperas para emprender en banca? 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *